.

jueves, 19 de noviembre de 2020

La Bartola y el tirano

 


Jesús Zambrano Grijalva

@Jesus_ZambranoG

“Mira Bartola, ahí te dejo esos dos pesos; pagas la renta, el teléfono y la luz...”, dice la inmortal y mordaz canción del gran Salvador “Chava” Flores quien así, se mofaba de los irresponsables jefes de familia que pretendían que lo poco que daban para el gasto, alcanzara para todo, hasta para sus vicios.

Algo así sucedió con el presupuesto 2021 recién aprobado por Morena, PT, PES y Verde, por orden del presidente de la República.

 Ellos no escucharon las propuestas de los grupos parlamentarios del PRD, PAN, PRI y MC para asignar mayores recursos al sector salud con la finalidad de comprar las vacunas contra el Coronavirus 19 y el equipamiento para las y los trabajadores de la salud, ya agotados por tantos meses de emergencia sanitaria.

Tampoco les interesó destinar partidas a la educación para asegurar y mejorar el acceso a Internet y tomar las clases a distancia; ni otorgar un seguro de desempleo y un ingreso mínimo vital temporal a quienes han perdido su fuente de ingresos y/o han dejado de percibir entradas por la contingencia; tampoco aceptaron que se contara con un fondo destinado a salvar centenares de miles de micro, pequeñas y medianas empresas que han tenido que cerrar, con el consecuente despido de alrededor de dos millones de trabajadores.

Rechazaron igualmente, los llamados a no recortar las partidas presupuestales para estados y municipios, no quitar más recursos a las dependencias gubernamentales y no castigar con un recorte de 870 millones de pesos al INE, para un año con las elecciones más grandes y complejas de nuestra historia.

También tuvieron oídos sordos ante la reasignación de recursos del FONDEN (véase la tragedia en Tabasco, Chiapas, Campeche y Veracruz), los correspondientes a enfermedades como cáncer, VIH, renales y del corazón. Una total cerrazón, insensibilidad e irresponsabilidad.

Y todavía López Obrador manifiesta que: “¡Claro que sí les va a alcanzar a todos, al INE, a los estados, a las dependencias! Que es cosa de que operen con austeridad y les alcanzará”, como en la referida canción de “la Bartola”.

¡Ah, pero eso sí! No solo fueron intocables, sino que tuvieron incrementos, los recursos para los caprichos del presidente como el Aeropuerto de Santa Lucía, el Tren Maya y la inundada refinería de Dos Bocas, así como para los programas sociales operados por su ejército electoral privado, pagado con recursos públicos, los llamados “Servidores de la Nación” que manejarán 300 mil millones de pesos, con fines electorales.

En medio de ese escenario -con muertos y miles de afectados por las inundaciones en el sureste, y ante el anuncio de más de 500 organizaciones de la sociedad civil agrupadas en la plataforma nacional “Sí por México” para trabajar junto al PAN, PRD y PRI en las elecciones del 2021- AMLO las fustiga, acusa a las y los ciudadanos de ser defensores de los viejos intereses de unos cuantos para golpear al pueblo, defender la corrupción, y detener la transformación del país.

No entiende que esa virtuosa alianza asume un programa progresista y plantea la necesidad de conformar una nueva mayoría democrática que contribuya a reorientar el rumbo del país; pero ante ellos, López Obrador actúa como jefe de pandilla, no como estadista.

Con esa misma virulencia arremete contra los gobernadores de la Alianza Federalista y, de paso, contra sus críticos, medios de comunicación y hasta contra la Feria Internacional del Libro porque, según él, solo se dedican a atacarlo.

AMLO está actuando sin máscaras, como un tirano, como un dictador, queriendo acabar con cualquiera oposición y con toda voz crítica.

Si permitimos que esto continúe, pronto tendremos la censura y la prohibición de libros o artículos de opinión “incómodos” al gobierno.

Es tiempo de construir una amplia nueva mayoría para el 2021. Urge que el INE evite que “las mañaneras” sean difundidas nacionalmente, y se apreste a desmontar al ejército de vividores (“servidores”) de la nación, por ser serios riesgos para la democracia.

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas