.

jueves, 22 de noviembre de 2018

Con Valor y Con Verdad / ¿García Luna vendía protección?

Gustavo Rentería*

San Francisco, Cal.- De manera fácil, y relativamente sencilla, el Presidente Peña Nieto y el ex presidente Felipe Calderon se salieron del escándalo de los señalamientos, después de las testificaciones “fantasiosas” durante el juicio que se sigue para juzgar al narcotraficante Joaquin El Chapo Guzmán.

Nadie las tomó en cuenta, fueron noticia fugaz unas cuantas horas, pero la negativa oportuna del vocero Eduardo Sánchez y el tuit del panista, tiraron al cesto de la basura las increíbles  acusaciones.

Muy diferente fuerza tomó la acusación contra Genaro García Luna: Jesús el Rey Zambada testificó que pagó -por lo menos- seis millones de dólares “por protección” al que fuera Secretario de Seguridad Pública de nuestro país.

En la Corte Federal de Brooklyn, Nueva York, el abogado defensor, William Purpura, le preguntó al “Rey” si él o su hermano “El Mayo”, se habían reunido con “Genaro” entre 2005 y 2006, cuando estaba a cargo de la AFI (Agencia Federal de Investigación); Zamabada, con todo detalle habló de un restaurante, como punto de encuentro, para entregarle maletines repletos de dinero en efectivo.

Después dijo el interrogado, en 2007, ya como secretario de Estado, llevó otra maleta llena de dinero.

Lo sobornaron, según dijo, para conseguir que éste nombrara en Culiacán al Jefe de la Poliía, comprado con el Cártel De Sinaloa.

Como lo habían advertido las series policiacas y las novelas, donde los principales protagonistas son los miembros de la mafia, García Luna sí está metido en el vulgar, pero muy jugoso negocio.

Corrió la noticia como pólvora, y aquí la han dado por cierta; más que una simple  acusación, todo indica que él sí está metido en el negocio. Muy pronto conoceremos el final, de una historia que podría darle la vuelta al mundo.

Todos se preguntan, ¿García Luna vendía protección?

* Periodista, editor y radiodifusor.

@GustavoRenteria
www.GustavoRentería.mx

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas