.

sábado, 25 de agosto de 2018

Cañazos / Qué pasará con el PAN

Arturo Bárcena Bazán

 Segunda y última parte

El líder panista debe abrir espacios, no apoderarse del poder. Hay que darle transfusión al Partido, con sangre joven, comprometida con nuestros principios. No se necesita ser dirigente del Partido para ser líder, un líder es cuando se le escucha, sea o no dirigente. Es tiempo de superar agravios, el liderazgo de Acción Nacional debe ser el de un Partido Político lúcido, honesto, luchando en beneficio de México. Hay que apoyar al nuevo gobierno en lo que sea benéfico para el país, hay que oponerse con toda fuerza a todos los actos que sean un atropello para el bien del país, así se expresó  el “Jefe “ Diego Fernández de Cevallos, presidente del PAN en la década de 1990, durante la Administración de Carlos Salinas de Gortari, ex candidato a la Presidencia de la República y uno de los panistas más respetados no solo por los blanquiazules sino por toda la clase política del país, en una plática que sostuvo con José Cárdenas, en Telefórmula, el día en que una encuesta lo daba como favorito para dirigir al PAN, por encima de Rafael Moreno Valle, por un punto porcentual, y Romero Hicks.

Descartó volver a presidir su partido, siendo uno de los que más fuerza interna tiene. Otro es Marco Antonio Adame Castillo, ex gobernador de Morelos y quien desde hace años tiene una relevancia muy notoria en el blanquiazul, habiendo intervenido como mediador en algunos conflictos internos. Sin embargo, nunca ha expresado alguna aspiración por ser su dirigente. Se conserva como el poder tras el trono y con una fuerza ineludible.

Durante su Consejo Nacional se designó a la diputada federal plurinominal para la próxima legislatura, Cecilia Romero Castillo, como presidenta de la Comisión  Organizadora de la Elección del CEN panista. En el sexenio de Felipe Calderón fue comisionada del Instituto Nacional de Migración y en ese entonces, en una entrevista  que nos concedió para LIBERTAS, mencionó que un funcionario público o un dirigente de partido debía dedicarse de tiempo completo a la función bajo su responsabilidad, recordamos esto porque ha declarado como presidenta de esa Comisión que “si me conocen saben perfectamente que no me dejo mangonear por nadie” y reconoció que “no todos los panistas están en el padrón y no todos lo que están son panistas, aunque hayan sido identificados con huella digital y considera que para finales de octubre el PAN contará con presidente nacional, cargo al que aspiran varios”.

Esta Comisión está integrada por miembros identificados con varias corrientes al interior del PAN. Cecilia Romero es del ala conservadora, a la que pertenece Adame Castillo; Gerardo Priego Tapia, Claudia Cano Rodríguez Kenia López Rabadán y Alejandra Gutiérrez Campos, son identificados como anayistas, mientras que a Héctor Jiménez Márquez se le considera miembro del equipo de Carlos Mendoza Davis, gobernador de Baja California Sur y Javier Gándara Magaña se le ubica en el equipo de Pablo Emilio Madero, ex dirigente del blanquiazul. Así que saque usted conclusiones del por qué Cecilia Romero afirma que no se dejará mangonear.

Rafael Moreno Valle, ex gobernador de Puebla es uno de los fuertes aspirantes para llegar a dirigir al PAN, en estos momentos en que la refundación del Partido es un clamor a gritos.

El michoacano Marko Cortés, en unos días más será diputado federal, allegado a Ricardo Anaya e impulsor del Frente, la alianza fallida de PRD, PAN y MC, ahora recula y afirma que nunca estuvo de acuerdo con esa alianza.  Exhorta al panismo a buscar la reconciliación interna.

Ya que mencionamos a Michoacán es bueno recordar que el primer municipio ganado en la historia del PAN fue el de Quiroga, en 1946, año en que ganó sus primeras cinco diputaciones, dos en manos de sus fundadores Manuel Gómez Morín y Aquiles Elorduy. Otro dato. El ex Presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa perdió las elecciones para gobernador de Michoacán a manos del priista Manuel Tinoco Rubí.

Roberto Gil Zuarth, senador saliente, es otro que aspira a dirigir a su partido. Opina que la dirigencia debe ser votada por los militantes, habrá que redefinir el padrón de militantes con derecho a voto, actualmente, dice el aún senador, el padrón está capturado por la dirigencia que ha concentrado la militancia en tan solo seis estados. Está a favor de que el padrón interno sea supervisado por el INE y que el dirigente nacional no pueda ser candidato a nada.  Todo lo anterior está bien, pero lo más importante, dice Gil, es que el PAN debe refundarse, volver a buscar a los suyos, recuperar principios y sentido político.

El Grupo de Gobernadores también tiene su gallo, se inclina por el   actual gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez, quien ha pedido la inmediata salida de Damián Zepeda y Ricardo Anaya de los cargos directivos que actualmente tienen.

Ernesto Ruffo Appel, el eterno aspirante a la presidencia del PAN, señala que “empezamos a obtener victorias y eso nos perdió. El PAN fue secuestrado por facciones y por los intereses personales de su líder, afirma el ex gobernador de Baja California Norte, quien reconoció  el 30 de octubre de 2014 que “El PAN ganó gracias al PRI”, según nota firmada por Andrés Becerril y publicada en Excélsior.
Héctor Larios, senador del PAN, Francisco Búrquez, Miguel Márquez, de Guanajuato y Luis Preciado también senador,  se han apuntado, pero tiene escasas posibilidades de triunfo.

Para el próximo fin de semana se tiene planeado tener conformado el padrón de militantes que tendrán derecho a votar por su nuevo dirigente y hasta el 9 de septiembre estará abierto el registro para aspirantes al cargo y entre el 10 y 14 de septiembre se tiene planeada  la determinación de la procedencia y validez de las candidaturas, mismas que se darán a conocer el 16 de septiembre. Las campañas serán del 17 de septiembre al 20 de octubre y al día siguiente se realizará la elección y se conocerá al nuevo dirigente nacional del PAN.

Hasta entonces…

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas