.

jueves, 9 de noviembre de 2017

Cañazos / Pemex, presente y futuro

Arturo Bárcena Bazán. Desde el pasado 30 de octubre de 2016 se inició la perforación del Pozo Ixachi 1, en el municipio de Cosamaloapan, a 72 kilómetros del puerto de Veracruz, en zona continental y no en el Golfo de México, donde se ubican los principales pozos petroleros del país.

 El Presidente Enrique Peña Nieto dio a conocer el hallazgo de este pozo el pasado viernes 3 de noviembre durante la inauguración de la Torre de Coquización, más alta que la Torre Latinoamericana, en la refinería de Tula, Hidalgo., torre que permitirá que con la misma cantidad de petróleo aumente la producción de gasolina y diesel de 154 mil barriles a 220 mil barriles de gasolina y diesel, indicó el director de Petróleos Mexicanos, el veracruzano José Antonio González Anaya. La refinería de Tula  cuenta con una capacidad de refinación de 219 mil barriles por día y abastece la zona metropolitana del país y los estados de Puebla y Querétaro. Sin embargo en meses anteriores  se ha informado que la mencionada refinería no produce al ciento or ciento, sino que su producción es por debajo se su capacidad, lo que provoca pérdidas, las que se espera superar con la torre puesta a disposición la semana pasada.

La noticia dada por el Presidente sobre el descubrimiento del Pozo Ixtach 1, proporcionará 1,500 millones barriles de crudo que podrían representar reservas totales de alrededor de 350 millones de barriles.

Además de lo que representa para el país, este descubrimiento de Pozo Ixtach 1, viene a ser una bocanada de aire puro para el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares y de quien sea su sucesor el año próximo, pues traerá consigo además de inversión nacional y extranjera, la oferta de mano de obra en una zona del sureste del estado, que mucho lo necesita para salir adelante, ahora que ha sido designada también Zona Económica Especial. Reitero lo  que he escrito en estos CAÑAZOS: Veracruz se va recuperando económicamente, poco a poco y  en materia de seguridad hará lo mismo, sobre todo ahora que el Presidente Peña Nieto ha confirmado que el Ejército y la Marina aumentaran su apoyo al gobierno estatal para acabar con la inseguridad que heredaron del gobierno anterior.

Lo malo es que para lograr el ciento ´por ciento del éxito de producción Pemex deberá asociarse con capitales extranjeros, apoyado en la Reforma Energética,  indicó José Antonio Escalera Alcocer, director de Exploración de la paraestatal, por ello el primer paso será perforar un pozo delimitador, que per mita confirmar el tamaño del descubrimiento para presentar un planteamiento ante la Comisión Nacional de Hidrocarburos, que permita explotar de manera sustentable el yacimiento.

Este colosal descubrimiento me recuerda las palabras que pronunció el ex Presidente José López Portillo, en plena época del “boom” petrolero, siendo director de Pemex el ingeniero Jorge Díaz Serrano: “Tenemos que acostumbrarnos a administrar la abundancia” y noi solo hay que administrarla, sino protegerla eficientemente.

Digo lo anterior porque la Auditoría Superior de la Federación dio a conocer que Pemex tuvo mermas por 21 mil 580 millones 184 mil pesos, el 91% de ellas fueron por tomas clandestinas y pérdida de barriles y el reto por el uso irregular de recursos públicos federales. En los primeros nueve meses de este año, se descubrieron poco más de siete mil 600 tomas clandestinas, y las ganancias de los llamados huachicoleros aumentaron en forma considerable, sobre todo en los estados de Veracruz, Puebla, Hidalgo y Guanajuato.

Descubrimientos de tomas clandestinas, arrestos de quienes extraen la gasolina, se dan todos los días, pero la detención y protección de  los ductos de Pemex son deficientes. Tan solo a fines de octubre se dio a conocer la muerte del Rey del huachicol, en los estados de Tabasco y sureste de Veracruz, un individuo de nombre Sergio Meza Flores, “El Soruyo”, quien ya antes había sido detenido en varias ocasiones, las misma que fue puesto en libertad y es que la red de huachicoleros es poderosa, protegida por empresarios que les compran la gasolina y el diesel robado. A estos empresarios es a los que hay que investigar, detener y sancionar drásticamente Mientras se sigan aprehendiendo a quienes extraen la gasolina y el diesel y no a quienes les compran el producto, el robo a Pemex y las consiguientes pérdidas para la paraestatal continuarán. No es posible que las autoridades no detecten en las carreteras a los transportistas que trasladan  la gasolina robada. Continuamente se dan a conocer incendios provocados por la derrama de gasolina extraída y transportada ilegalmente.

Hablando de Pemex  se dio a conocer que el ex director de la empresa, Emilio Lozoya Austin, obtuvo su tercer amparo por las acusaciones que pesan sobre él, de haber recibido sobornos de la empresa brasileña Odebrecht. De esta forma, las acusaciones mediáticas que se hicieron sobre Lozoya se van diluyendo por la vía jurídica, la que realmente tiene valor legal. Por el momento los amparos son respecto a la etapa inicial de las investigaciones, consistentes en que el presunto responsable y su defensa, encabezada por Javier Coello Trejo, tenían el derecho jurídico de conocer de qué se les acusaba y el contenido del expediente.

La noticia del descubrimiento del Pozo Ixtach 1 se da en momentos cruciales en la economía de México, amenazada a principios de año por el gobierno del Presidente Donald Trump, de cancelar el Tratado de Libre Comercio entre su país, Canadá y México. Lejos de perjudicar a nuestro país, parece ser que loñ puso en alerta y ha tomado decisiones correctas respecto a abrir el comercio a otras regiones del mundo.

Facebook:  Barcena Bazan
Twitter: @abarcebab

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas