.

miércoles, 23 de agosto de 2017

La Cueva de la Hidra / Repensar el Estado de México

Margarita Jiménez Urraca

Ya con su constancia de Gobernador electo en la mano, entregada por el Instituto Electoral del Estado de México, Alfredo del Mazo Maza, a tres semanas del cambio de gobernador se dispone a tomar posesión del cargo el próximo 15 de septiembre, la noche de “El Grito”, en el Palacio de Gobierno y de la Casa de Gobierno en Paseo Colón sede privada de éste, edificios ambos que recibirán al tercer gobernador de la dinastía Del Mazo. El caballeroso y fino Del Mazo Maza llega rodeado de impugnaciones y turbulencia generadas por MORENA, el partido perdedor en las elecciones del 3 de junio, y por del PAN, pero también con todo el apoyo, a no dudarlo, de su partido, el PRI, y de la federación, así como con una elección presidencial en puerta en la que probablemente contenderá el Dr. Ávila Villegas.

Alfredo del Mazo se sentará en una silla que arde por la situación que encontrará en el estado más complejo del país, el 58 por ciento de la población se siente insegura, de acuerdo a la encuesta de victimización del INEGI en 2015. A no dudarlo, en términos políticos con las inconformidades y beligerancia de los perdedores, con asentamientos de migrantes provenientes de otras entidades del país y de Haití y Colombia, entre otros, con los más altos índices de criminalidad: sexto lugar en secuestro y primero en casos de violación, además del municipio con más bajo nivel de calidad de vida en el área metropolitana, Ecatepec, de acuerdo con estudio de Ciudades Habitables 2016 del Gabinete de Comunicación Estratégica, así como con feminicidios muy sonados, con rezagos en los 125 municipios que integran al Estado de México y con los grupos de presión haciendo lo suyo, no sin mencionar, obvio, el handicap a superar por ser nieto e hijo de gobernadores y primo del Presidente de la República, es decir, integrante distinguido del Grupo Atlacomulco.

Es muy probable que quienes formarán parte de su gabinete ya estén considerados y comprometidos, -quienes sean ellas y ellos dirán mucho de su modo de gobernar y de sus decisiones-, imaginamos que su Plan Estatal de Desarrollo 2017-2023, está avanzado con el apoyo de expertos de alto nivel, lo que no habrá experimentado es la soledad del gobernante con sus decisiones. Su mirada amable cambiará. Lo he visto en otros casos.

Lo conocí hace diez o doce años. Mi impresión del hombre es espléndida, ojalá ésta corresponda a la del gobernador que necesitan los mexiquenses.

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas