.

lunes, 5 de junio de 2017

Cañazos / Elecciones y detención

Arturo Bárcena Bazán

Pasó el domingo más político del año, con resultados concretos y otros inciertos. Algo relevante es que la de ayer fue una jornada electoral sin incidentes mayores, de gran civilidad.

Nayarit tiene el privilegio de contar con un gobernador electo: Antonio Echevarría, que fue en alianza con PAN Y PRD  y quien superó al priista  Manuel Cota Jiménez por más de dos dígitos. En este estado el PRD logró sus mayores triunfos de ayer domingo, al ganar con candidato propio los municipios de Tepic y Santiago.

 En Coahuila, Raúl Riquelme del PRI y Guillermo Anaya, del PAN, se declararon triunfadores; todo parece indicar que será el priista  el candidato triunfador. Al momento de escribir estos CAÑAZOS llevaba una ventaja, según actas del Instituto Estatal Electoral de Coahuila , de poco más de 15 mil votos sobre el panista. El candidato independiente Armando Guadiana, reconoció su derrota al tiempo que señalaba que según sus datos el candidato panista, Guillermo Anaya, había triunfado, lo que fue refutado por Ricardo Riquelme, quien se declaró triunfador. Por su parte el líder nacional del PAN, Ricardo Anaya, desde las seis de la tarde daba a conocer en los medios de comunicación que el PAN había ganado en Nayarit y  Coahuila y que en Veracruz las elecciones a presidentes municipales le favorecían. En esta entidad acudió a votar el 62% de los electores registrados. Será hasta el próximo miércoles cuando el Instituto Electoral de Coahuila de a conocer al ganador, por lo pronto el triunfo de uno u otro no será mayor de un punto porcentual, según todo parece indicar.

Según estos datos no es de dudarse que en las próximas horas se presenten impugnaciones ante el Tribunal Federal Electoral y ante el Instituto Electoral del Estado de Coahuila, por parte de estos dos partidos, pues los demás ni siquiera pintaron en los números electorales dados a conocer.

En el Estado de México el resultado de la elecciones para suceder a Eruviel Ávila está aún por decidirse entre Alfredo del Mazo Maza , del PRI y Delfina Gómez Álvarez, de Morena, de quien AMLO ha sido su vocero oficial. En un acto que recordó los que antaño efectuaba el PRI, Alfredo del Mazo se declaró triunfador en la sede del PRI, en Toluca, ante los gritos de sus militantes de “Sí se pudo” y “gobernador, gobernador”. El Instituto Electoral del Estado de México le había dado una ventaja oficial de poco más  de un punto porcentual.; información que fue rechazada por Andrés Manuel López Obrador en tuits informativos –en total tres ayer domingo – en los que de paso acusó a los medios de comunicación de informar del triunfo de Del Mazo, por “indicaciones desde los Los Pinos”-“Las redes sociales, principalmente el internet, ha tenido una gran participación en estas elecciones estatales y en ellas se da a conocer el triunfo que logró  la maestra Delfina Gómez, triunfo que defenderemos en forma pacífica, sin confrontaciones, en los próximos días” recalcó AMLO en tuits informativos.

De ganar el PRI, lo haría con alrededor de sólo el 33% de los votos, gracias a la fragmentación del voto, incluso la candidata independiente obtuvo alrededor del 2% de los votos.

Gane o pierda la gubernatura, lo cierto es que Morena demostró que en la actualidad es el partido con mayor fuerza hacia el 2018 y con un candidato único, lógico: Andrés Manuel López Obrador,
El gran perdedor en Edomex fue el PAN, que bajó hasta el cuarto lugar, después del PRD, que fue la gran revelación en estos comicios de Edomex. Lo cierto es que la izquierda mexiquense obtuvo más  el 50% de los votos del electorado, si sumamos los del PRD, PT -obtuvo 50 mil votos no obstante que oficialmente se alió con Morena-, y sobre todo Morena. Esto demuestra que la prepotencia con que AMLO llamó a Juan Zepeda a declinar a favor  de la maestra Delfina Gómez, no fue la forma adecuada. Su soberbia lo perdió y ha provocado que ahora tenga en mente cómo defender el triunfo que asegura logró la maestra Delfina, quien al igual que Del Mazo se declaró vencedora.

Desde anoche AMLO deberá ir pensando en cómo va modelar su protesta y cómo buscar una unión fraterna, amigable y no despótica con la izquierda, como ahora lo hizo con el PRD, rumbo a las elecciones presidenciales  del 2018 y la renovación de las dos Cámaras del Congreso de la Unión
En el PAN de inmediato se inició la campaña contra su líder nacional Ricardo Anaya, a quien Margarita Zavala y Rafael Moreno Valle -aspirantes a la candidatura presidencial del blanquiazul para el 2018-  calificaron el resultado de “la derrota más estrepitosa que ha tenido el PAN en los últimos años. Esta derrota muestra la irresponsabilidad del nuestro líder Ricardo Anaya”, incluso Moreno Valle señalaba que “si hubiéramos ido en alianza en el Edomex como lo fuimos en algunos estados el año pasado, estaríamos ahorita hablando de un triunfo en Edomex”.

Preparémonos para ser testigos en los próximos días de las impugnaciones que harán tanto el PRI como Morena ante los organismos oficiales. PRD y PAN  ya están resignados y han asimilado la derrota en el Estado de México.

En Veracruz, el gran ganador ha sido Morena, que por primera vez ganó varias de las  212 presidencias municipales, en disputa. PAN y PRD mantuvieron su tendencia a la alza, mientras que el PRI continúa en picada, perdiendo varias alcaldías de importancia.

Y este domingo político del 4 de este mes termina con la detención del ex gobernador  de Quintana Roo, Roberto Borge, en Panamá, cuando pretendía viajar a París,  con lo que actualmente hay cinco ex gobernadores en prisión. De ellos  tres en el extranjero: Tomás Yarrington, en Italia, Javier Duarte en Guatemala y Roberto Borge en Panamá. Dos permanecen presos en la Ciudad de México: Andrés Granier y Guillermo Padrés, mientras que otros dos: Rodrigo Medina y César Duarte ex de Nuevo León y Chihuahua, se mantienen expectantes de las investigaciones que se siguen en su contra por las denuncias de enriquecimiento ilegítimo, nexos con el crimen organizado, lavado de dinero, que se han presentado en contra de ellos, mientras que Rafael Moreno Valle y Gabino Cué, ex de Puebla y Oaxaca, respectivamente,  son objeto de señalamientos de conducta irresponsable y delictiva durante sus gobiernos.

Un domingo movidito fue este 4 de junio, con una jornada electoral sumamente reñida en Edomex y Coahuila- estados que siempre han sido gobernados por el PRI-  y más amplia para el PAN-PRD en Nayarit, a la que se sumó la detención del ex gobernador de Quintana Roo.

Facebook:  Barcena Bazan
Twitter: @abarcebab

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas