.

miércoles, 17 de mayo de 2017

Enfoque Global / Futuro del TLCAN en manos de Robert Lighthizer

José Luis Ortiz Santillán

El presidente Donald Trump no deja nada al azar, ni desistirá de sus propósitos. La semana pasada, el candidato del presidente Trump para ocupar el cargo de representante de Comercio, Robert Lighthizer, fue confirmado por el senado; ahora, uno de los caballos de batalla del presidente durante su campaña rumbo a La Casa Blanca, la negociación ventajosa o la salida de los Estados Unidos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) parece más cercana.

Pero todo pareciera indicar que Canadá y los Estados Unidos le darán la espalda a México o en todo caso, el TLCAN no seguirá siendo lo que es hoy para México y que el mercado para las exportaciones mexicanas se hará más compacto de lo que es. No olvidemos que México envía cada año a Canadá y los Estados Unidos el 82%, en promedio, del total de sus exportaciones y de ellas, el 80% a los Estados Unidos ¿Sí se renegocia el tratado cuál será el porcentaje que podrá enviar, 40 ò 50%?, no lo sabemos.

Pero lo relevante es que el ex ministro de Comercio de Canadá, ahora Ministro de Asuntos Exteriores, Chrystia Freeland, quien está a cargo de la renegociación del TLCAN se ha trasladado este martes a Washington para reunirse con el Secretario de Comercio Wilbur Ross, a fin de ir explorando el camino y definir las vías de la negociación.

El viaje de , Chrystia Freeland no se produce de manera fortuita, se realiza  después de la confirmación por el Senado de los Estados Unidos, el jueves 11 de mayo, de Robert Lighthizer el nuevo Representante Especial de Comercio del presidente Donald Trump. Freeland, sólo al tomar el cargo el lunes pasado señaló que creía que sus nietos le dirán a sus nietos que el presidente Trump invirtió la peligrosa trayectoria de comercio de los Estados Unidos y los puso a la vanguardia de América, haciendo a sus agricultores, ganaderos y trabajadores más ricos y haciendo de los Estados Unidos un país más seguro.

No debemos abrigar falsas esperanzas sobre el futuro del TLCAN. Chrystia Freeland es un ferviente opositor al libre comercio y ahora llevará las riendas de las negociaciones comerciales de los Estados Unidos sobre el TLCAN, pese a que el presidente Trump solicitó a Wilbur Ross que sea él quien conduzca las conversaciones con los canadienses y mexicanos.

Por ahora, las discusiones entre los estadounidenses y canadienses son simples consultas para revisar las líneas generales del acuerdo, pero seguramente también , para definir una estrategia frente a México. Aún cuando no se ha puesto en marcha el protocolo de la renegociación, este es un procedimiento en el cual el presidente Trump notificará al Congreso de sus intenciones y dispondrá de 90  días para considerar la solicitud de renegociación y notificar a México y Ottawa, algo que sólo dará unos meses más de vida a México y su comercio exterior.

Se espera que las conversaciones inicien formalmente en agosto próximo; pero quizá todo se convierta en un medio diplomático que oculte una decisión ya tomada por el presiente Trump, la de sacar a los Estados Unidos del TLCAN.  Con ello, las conversaciones y llamadas telefónicas con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau y con el presidente Enrique Peña Nieto, sólo le habrán servido para ganar tiempo y acomodar sus fichas.

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas