.

domingo, 26 de febrero de 2017

UNAM activa sus sedes en EU para defender a connacionales

La Universidad Nacional Autónoma de México, a través de sus cinco sedes en Estados Unidos, comenzará la defensa de migrantes en general y de los llamados dreamers mexicanos en particular. Éstos últimos son los jóvenes que hoy están en universidades de aquel país al que llegaron siendo niños y que gozan de una amnistía otorgada por la administración de Obama.

Como se recordará, dos casos de mexicanos detenidos a pesar de contar con la estancia legal (DACA o acción diferida para los llegados en la infancia) han sido ampliamente difundidos en las últimas semanas. En ambos casos, acciones de la agencia migratoria estadunidense que no iban dirigidas contra ellos, sino contra familiares o amigos, terminaron sirviendo de pretexto para su arresto.

En este panorama, la Universidad Nacional anunció que emprenderá el programa de protección conjuntamente con abogados e instituciones educativas de ese país, particularmente la Northwest University, así como la Comisión Nacional de derechos Humanos y organizaciones civiles entre las que destaca la Fundación Slim.

El programa fue dado a conocer durante el simposio “La inmigración en tiempos de incertidumbre”, organizado por la UNAM y la Northwest University, y difundido por la máxima casa de estudios mediante un comunicado oficial.

El programa se propone impulsar la ciudadanización de migrantes mexicanos en Estados Unidos mediante  un convenio de colaboración con la Fundación Slim, un punto que resulta vital para atajar de raíz la vulnerabilidad de esta población.

La colaboración de la CNDH fue resaltada e incluso la UNAM difundió lo expresado por el ombudsman Luis Raúl González Pérez al respecto: “Reconozco lo que viene haciendo el doctor Graue (rector de la UNAM) para que muchas universidades norteamericanas se solidaricen, rechazando esta política de endurecimiento en materia de migración”.

El ombudsman resaltó también que la UNAM firmará con la CNDH y la Fundación Slim un convenio (o la ampliación de aquellos con los que ya cuentan) a efecto de dar cabida puntual a las acciones para lograr la ciudadanización de los mexicanos que están en Estados Unidos.

El proyecto es de dimensiones considerables tomando en cuenta que se trata de proteger los derechos humanos y cívicos de los más de 35 millones de personas de origen mexicano que viven en EUA. Entre ellos están los dreamers, para quienes se  plantea crear consejerías jurídicas en conjunto con otras organizaciones.

Esta última acción, si bien tiene un enfoque universitario, puede beneficiar a otro tipo de migrantes.

Se impulsará un mayor acercamiento con organizaciones de la sociedad civil estadunidense que reconocen a su país como una nación formada por inmigrantes y que su riqueza material y cultural se ve fortalecida por valores como el respeto, la tolerancia y la inclusión.

Todo esto supone ofrecer educación sobre los recursos legales contra la discriminación racial, mejores prácticas en materia de organización comunitaria, y construcción de ciudadanía en el sentido participativo.

En este sentido, Jorge Madrazo Cuéllar, director del Centro de Estudios Mexicanos (CEM) UNAM Seattle, explicó que esta casa de estudios, a través de sus cinco sedes en Estados Unidos, acordó realizar las siguientes acciones:

De manera autónoma y bajo el liderazgo del rector de la UNAM, Enrique Graue, se fortalecerá la coordinación de tareas pro inmigrantes con la Subsecretaría para América del Norte de la cancillería mexicana.

Se establecerán vínculos educativos, intercambio y proyectos conjuntos con otras universidades. Se impulsará el trabajo entre las cinco sedes de la UNAM en territorio estadounidense –Los Ángeles, Tucson, Chicago, San Antonio y Seattle– para la defensa de los mexicanos que viven en este país.

En esta reunión participaron, además de los titulares de las sedes de la UNAM en Estados Unidos, el presidente de la CNDH, Luis Raúl González Pérez; el subsecretario de Relaciones Exteriores para América del Norte, Carlos Manuel Sada Solana; Francisco Trigo, coordinador de asuntos internacionales y Silvia Núñez, directora del Centro de Investigaciones sobre América del Norte, ambos de la UNAM.

Asistieron también abogados y académicos de la Northwest University y del Instituto Iberoamericano de Derecho Constitucional.

Fuente: La Crónica.

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Libertas